España se sitúa por primera vez por debajo de la UE en siniestralidad vial

MADRID, 14 de Mayo de 2011.

La tendencia a reducir las tasas de mortalidad en los accidentes de tráfico registrada en la Unión Europea de los Quince, se ha mantenido en los últimos años, aunque disminuyendo a mayor velocidad en España, lo que le ha permitido converger y, por primera vez, situarse por debajo de la media europea en 2009.

 Estos son algunos de los resultados planteados en la monografía Siniestralidad vial en España y la Unión Europea 1997-2007, realizada por la Fundación BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE), que analiza la evolución, los determinantes y las consecuencias de los accidentes de tráfico en España, desde una perspectiva regional y europea.

Con una tasa de 5,7 fallecidos en accidentes de tráfico por cada 100.000 habitantes en 2009, España se sitúa por primera vez ese año por debajo de la media europea. Junto a ese dato, el número de muertos en carretera es en 2010 un 18,8% menor que en 2009, y los heridos graves han disminuido un 10,3% respecto al año anterior, según datos provisionales de la Dirección General de Tráfico.

La mayor reducción de las tasas de mortalidad en accidentes de tráfico que ha tenido lugar en los últimos años en la UE-15 se ha concentrado en países como España, que partían de valores significativamente más altos, por lo que se ha producido un proceso de convergencia. A pesar del avance que ha tenido lugar en España, nuestro país ha presentado hasta 2008 una probabilidad de fallecimiento en caso de accidente mayor que la media europea. En esa misma situación de menor tasa de accidentes y mayor tasa de mortalidad que la media también se encuentran Dinamarca, Finlandia, Francia, Grecia, Irlanda, Luxemburgo y Suecia.

Por su parte, en Alemania, Austria, Bélgica y el Reino Unido la tasa de accidentabilidad es mayor a la media y la probabilidad de fallecimiento es menor. Por su parte, Italia es el único país de la UE-15 que ha pasado a tener una tasa de accidentes superior a la media pero con una tasa de mortalidad más de un 10% menor que la media europea es Italia.

Deja tu comentario